compartir
modo cocina
imprimir
Debe iniciar sesión para guardar
Iniciar sesión / Alta
guardar
Debe iniciar sesión para valorar
Iniciar sesión / Alta
valorar
IMG_20170505_101453_029

ESTOFADO DE TERNERA CON PATATAS

Cómo me gusta este estofado de ternera con patatas y zanahorias que te traigo esta semana! Se trata de la receta clásica de estofado de ternera que se cocina en todos los hogares españoles y que te acoge y envuelve cuando necesitas sentirte como en casa, con un reconfortante guiso encima de la mesa al que esperas impaciente hincarle el diente.

En nuestra casa, cada vez que nos juntamos alrededor de la mesa, solemos encontrar una buena muestra de orígenes y gustos diversos, por lo que, para asegurarnos de que todo el mundo se quede satisfecho, acompañamos el guiso con pan de payés, para el que quiera mojar pan; con arroz blanco, por si alguien desea comerlo al estilo asiático o latino; con yogur griego, para los amantes del goulash, ya que en esencia, nos encontramos con una receta similar, aunque con menos paprika; con salsa de guindilla muy picante, para los más atrevidos y con una gran ensalada en el centro, para el que necesite un toque de frescor durante la comida. Unas hojitas de menta o hierbabuena también quedan que ni pintado a este estofado de ternera, o al menos eso opino yo, con lo que nos aseguramos de que hayan también una pequeña muestra en la mesa 🙂

Si he conseguido ya convencerte del próximo plato que elegirás para vuestra siguiente reunión familiar, te comento también que la receta es fácil de preparar, permite variaciones como incorporar ajo, ñoras, pimiento choricero u otros ingredientes que pueden dar un buen toque al resultado final y ahí va lo mejor, que lo puedes preparar la víspera y queda perfecto (incluso mejor, dirían algunos expertos en la materia).

Allá van las instrucciones.

¡Que disfrutes!

P.D.: Si te apetecía cocinar un buen estofado de ternera, pero querías algo más exótico, te recuerdo que también tengo publicada la receta de estofado de ternera vietnamita 🙂

Ingredientes

2 kg de ternera para guisar cortada en trozos (puedes usar también buey si quieres que el sabor sea más intenso)
1 cebolla grande
700 gramos de zanahoria
1 kg de patatas para guisar
1 lata de 400 gramos de tomate triturado o puré de tomate
2 hojas de laurel
1 cucharadita de pimentón dulce de la Vera
1 chorrito de aceite de oliva virgen
1 vaso de vino blanco
1 chorrito de brandy
1-2 vasos de agua
2 cucharaditas de sal
Pimienta

Instrucciones

1
En una sartén grande, echa un chorro de aceite de oliva y sube el fuego hasta que el aceite esté caliente. Incorpora entonces la carne cortada en trozos y ve dando vueltas hasta que la carne se haya dorado por casi todos los lados. Echa entonces un chorrito de brandy, remueve durante unos 2-3 minutos y reserva.
2
Pon al fuego una cazuela grande, echa un chorro de aceite de oliva y sofríe la cebolla, que habrás lavado previamente y cortado en cuadraditos. Pocha la cebolla a fuego lento durante unos diez minutos e incorpora entonces el tomate triturado. Deja que se cocine el sofrito durante unos 15-20 minutos o hasta que el sofrito haya adquirido un color un poco marrón y puedas ver perfectamente cómo se separa la pasta del sofrito del aceite.
3
En una sartén pequeña aparte, calienta un poco de aceite de oliva, echa una cucharadita de pimentón, dale un par de vueltas e incorpora la mezcla al sofrito.
4
Incorpora la carne que habías reservado en el paso 1 a la cazuela donde tienes el sofrito. Remueve la carne para que se impregne de los sabores del sofrito con el pimentón y añade entonces el vino blanco, el laurel y sube el fuego hasta que se consuma parte del vino.
5
Pela y lava bien las zanahorias. Después, córtalas en rodajas de unos 2 cm de grosor y añádelas a la cazuela. Echa 1-2 vasos de agua a la cazuela; sólo lo necesario para que todos los ingredientes estén cubiertos de líquido. Añade la sal y la pimienta y deja cocer a fuego suave durante aproximadamente 1 hora y media. La carne estará más bien tierna. Necesitará más o menos tiempo en función del tamaño de los trozos de carne y de la parte que se haya utilizado (en esta receta, usamos falda de ternera en trozos de unos 3 cm de lado).
6
Pela y lava bien las patatas. Después córtalas en cuadraditos de tamaño similar al de los trozos de carne. Añade las patatas al guiso y deja cocinar unos 20 minutos más o hasta que las patatas estén cocidas. Ya tienes tu exquisito estofado a punto de caramelo. Si quieres, acompáñalo con las ideas que te propongo al principio del post. ¡Que lo disfrutes! :)
  1. Se me hace la boca agua solo de imaginar la carne tierna deshaciéndose en la boca. Es uno de los platos que recuerdo de mi infancia. ¡Qué rico! 🙂

      • dehanoiabarcelona
      • 6 mayo, 2017

      Hola, Martes de cuento! Parece increíble que algo tan simple como un guiso sea capaz de hacernos viajar en el tiempo, verdad? Es una de las cosas que me fascinan de la Cocina 😊
      Me alegro de haberte hecho rememorar un poquito de tu historia 😘

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

De Hanoi a Barcelona
Cerrar modo cocina
Suscríbete a la newsletter
Recibe todas las novedades en tu bandeja de entrada.

X