compartir
modo cocina
imprimir
Debe iniciar sesión para guardar
Iniciar sesión / Alta
guardar
Debe iniciar sesión para valorar
Iniciar sesión / Alta
valorar
IMG_20170727_183806_482[1]

PUDDING DE CHÍA CON AVENA Y ARÁNDANOS

¡Pero qué rico pudding de chía con copos de avena te propongo esta semana! Como ya te dije hace unas cuantas semanas, me chiflan los boles sanos y nutritivos para desayunar: te aportan toda la energía que necesitas para pasar una mañana sin que te suenen las tripas de hambre y sin los típicos remordimientos que te puede ocasionar la bollería o los azúcares en exceso. Eso sí, sin obsesionarse, que no voy a ser yo la que se prohíba desayunos ocasionales a base de un buen croissant de mantequilla recién hecho o de un par de churros bien crujientes, pero lo dicho, sólo de vez en cuando ¿eh? Que soy de la opinión que hay que comer de todo, pero sin pasarse, ya sea por no cometer excesos o por no aburrirse, que para eso tenemos un sinfín de ingredientes e ideas para darle color y sabor a platos ricos y sanos.

Volviendo al pudding de chía con avena de esta semana, he utilizado dos ingredientes básicos: copos de avena y semillas de chía. Los copos de avena seguramente ya los consumas de manera habitual, pues es un cereal conocido por sus múltiples propiedades y que se incorpora en muchos productos como galletas, cereales de desayuno, etc. Por otro lado, he utilizado semillas de chía, que se han vuelto muy conocidas últimamente como superalimento, pues tiene un gran perfil nutricional, aunque no voy a entrar en detalles, que para eso está internet plagado de información… yo simplemente te hago esta propuesta para que la pruebes y me digas después si te ha gustado y como te ha sentado… ¡Espero que igualmente bien que a mí!

¡Que disfrutes de la receta y que pases una feliz semana!

 

Ingredientes

3 cucharadas colmadas de avena
2 cucharadas colmadas de semillas de chía
1 vaso de leche fresca de vaca o de avena o almendras para opciones veganas
1 cucharadita de miel
Un puñado de arándanos
Una cucharadita de mermelada de cereza

Instrucciones

1
En la víspera, pon en un bol los copos de avena y echa medio vaso de leche de vaca o vegetal. Remueve bien hasta que todos los copos se hayan hidratado y deja reposar el bol en la nevera protegido con film de plástico durante al menos 6 horas.
2
También en la víspera, pon en otro bol las semillas de chía y cubre con medio vaso de leche. Remueve un poco y déjalas reposar en la nevera también con film de plástico.
3
Traspasadas las 6 horas, echa en una taza la avena y la miel y remueve hasta que se haya disuelto completamente la miel. A continuación, introduce el pudding de chía encima de la avena. Finalmente, decora con los arándanos y la mermelada de cereza y ya tienes un desayuno sano y lleno de energía para comenzar el día.
    • Maribel
    • 9 septiembre, 2017
    Responder

    ¡Ese es mi desayuno desde hace años y me parece la mejor comida del día!
    Me gusta mucho la receta.

      • dehanoiabarcelona
      • 11 septiembre, 2017

      ¡Muchas gracias, Maribel! Seguro que estarás como una rosa si cada día desayunas esto 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

De Hanoi a Barcelona
Cerrar modo cocina
Suscríbete a la newsletter
Recibe todas las novedades en tu bandeja de entrada.

X